Qué es el déficit de tarifa eléctrico

Las compañías eléctricas dicen que el déficit de tarifa es la diferencia entre “los derechos de cobro reconocidos a las compañías eléctricas y lo ingresado a través de las tarifas eléctricas”. La falacia del déficit de tarifa empieza en el año 2.002, cuando el Gobierno empieza a reconocer estos derechos de cobro a las compañías del oligopolio de una manera muy rápida y automática, sin reclamar justificaciones ni validaciones de los datos presentados por las compañías de la patronal UNESA (Iberdrola, Gas Natural, Endesa, E-On y EDP). Posteriormente en el año 2.008 y debido a la presión del oligopolio eléctrico este artificio contable se transforma en deuda pública y su financiación lo convierte en la imparable bola de nieve que nos ha llegado hasta la actualidad.

5524307066_c240c721a4

Torre de alta tensión en una zona de montaña. Foto: Por los caminos de Málaga (Flickr)

Merece la pena remarcar que no existe nada parecido al déficit de tarifa español en ningún país del mundo, siendo ademas España uno de los países europeos donde la electricidad está más cara,…

Durante los últimos años se han aplicado numerosos recortes a las energías renovables con el objetivo (según el Gobierno) de reducir el déficit de tarifa, pero estos cambios normativos no han obtenido el efecto deseado ya que el déficit de tarifa no hace sino incrementarse cada año más y más, acumulando cantidades a los déficits de años anteriores, básicamente porque las energías renovables no son las causantes del ficticio déficit de tarifa.

Como ejemplo de que no existe correlación directa entre las energías renovables y el déficit de tarifa puede observarse lo ocurrido en los últimos años, en 2012 los recortes sólo a la tecnología fotovoltaica sumaron 778 millones de euros, con esto el Gobierno pretendía neutralizar el déficit de tarifa de 2012, pero no fue así, sino que al contrario el déficit se incrementó en 5.600 millones de euros. De la misma manera en 2013 los recortes, sólo a la energía solar fotovoltaica ascendieron a más de 2.000 millones de euros, y entre todas las energías renovables sumaron 4.400 millones de euros, promulgados mediante el Real Decreto-Ley 9/2013, por el que se adoptaban medidas urgentes para eliminar el déficit de tarifa como se explica en la propia exposición de motivos del Real Decreto-Ley. El resultado no fue la eliminación del déficit de tarifa en 2013, sino que éste aumentó en más de 4.098 millones de euros.

Con recortes de más del 45% de las primas en el caso de la tecnología solar fotovoltaica y de manera retroactiva el Gobierno ha sido incapaz de atajar el déficit de tarifa, ¿será que el origen REAL del déficit es otro?

El experto en mercados eléctricos, Javier García Breva, ya ha explicado y demostrado en numerosas ocasiones como el continuo incremento del déficit de tarifa no puede ser achacable a las energías sostenibles. Solo hay que leer algunos de sus artículos y ver porque fracasan todos y cada uno de los intentos de reformar el mercado eléctrico con el objetivo de reducir el déficit de tarifa recortando primas a las energías renovables.

Debido al precedente creado con la aceptación del ficticio déficit de tarifa creado artificialmente por las compañías eléctricas de la patronal UNESA, hay otras empresas suministradoras de servicios que ya han empezado a reclamar también su déficit de tarifa, en concreto algunas empresas distribuidoras de gas y agua.

1 comment for “Qué es el déficit de tarifa eléctrico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *