Historia de una fotovoltaica VII. Moratoria renovable

← Ir a “Historia de una fotovoltaica VI. Peajes de acceso a la red”.

Utilizando de nuevo la herramienta del Real Decreto Ley, el 27 de Enero de 2012 sale el RDL 1/2012 que fulmina todas las primas a las energías renovables en lo que se conoce como la ley de la moratoria renovable provocando la eliminación de facto del apoyo a las energías sostenibles. Esta norma no tiene, por fortuna, carácter retroactivo como es el caso del RDL 14/2010 que limita las horas de funcionamiento de todas las instalaciones fotovoltaicas. El RDL 1/2012 no tiene un efecto directo sobre las instalaciones existentes, pero para la industria renovable supone  un frenazo, causando numerosos problemas en instalaciones proyectadas y en otras en construcción.

Instalación Solar Fotovoltaica en Tenerife. Foto: Mataparda, Jose Mesa (Flickr)

En el caso particular de mi instalación solar de 5,0 kW de potencia nominal (en funcionamiento desde 2007) esta regulación no ha afectado directamente, pero sí de manera indirecta al aumentar ligeramente los gastos de mantenimiento debido a la bajada de actividad en el sector renovable.

Los expertos del sector y las asociaciones de la industrial fotovoltaica consideran que las primas deben ir progresivamente disminuyendo a razón de la mejora tecnológica, pero solo para las nuevas instalaciones, permaneciendo invariables para las instalaciones ya ejecutadas y en funcionamiento ya que estas instalaciones tienen su rentabilidad comprometida a unas primas fijadas justo antes de su construcción y aseguradas por Real Decreto.

De nuevo este cambio normativo sacude las esperanzas depositadas en un futuro con energía más renovable. Además ahonda en la teoría de que “seguridad jurídica” no es un concepto aplicable a la regulación en materia de energías sostenibles en este país como se comprueba al ver que no han pasado ni tres meses desde el anterior cambio normativo que fue la aparición del  “impuesto” especial para los productores de energía en Octubre de 2011.

Las medidas tomadas mediante el RDL 1/2012 afectan de manera negativa sobre elementos importantes de la política energética del país, como son:

  • Disminuye la seguridad energética del país, por lo que serán necesarias más importaciones de energía.
  • Aumenta las emisiones de dióxido de carbono debido al mayor uso de carbón y petróleo.
  •  Aumenta la volatilidad en los precios de la energía por una mayor dependencia de factores externos no controlables.
  • Profundiza en la destrucción de empleos sostenibles.

Lo que si es cierto es que estas medidas suponen unos beneficios para las grandes compañías suministradoras de energía que operan en este país, puesto que aseguran la venta de su energía, generada en muchos casos mediante centrales nucleares, de carbón y de gasoil y favorece además el mantenimiento del oligopolio eléctrico y la perpetuación de salarios multimillonarios para los presidentes de estas compañías y para muchos consejeros y asesores que anteriormente han pasado por la política y que se son finalmente contratados en estas grandes empresas.

→ Ir a “Historia de una fotovoltaica VIII. Impuesto del 7%!!”.

4 comments for “Historia de una fotovoltaica VII. Moratoria renovable

  1. victor rogelio valtierra guevara
    febrero 26, 2013 at 22:54

    Es clara la postura del gobierno al respecto de la producción de energéticos, como en casi todo el mundo y es comprensible que los países requieren del capital que los particulares invierten y comprensible también que estos no quieran ver mermada su utilidad, a fin de cuentas si se arriesga un capital es con la intención de tener dividendos de este, pero también es cierto que, con urgencia el planeta necesita frenar tanto la explotación de hidrocarburos como la producción de contaminantes, no cabe que estamos en una encrucijada en la que requerimos de los acuerdos beneficos para las dos partes y esta, creo es, llegar a un justo medio donde el capital conceda el bajar sus dividendos, ¿como?,dirigiendo en forma paulatina su inversión hacia un sistema híbrido, como ejemplo, creando centrales eléctricas de energías alternas limpias para la electrificaciòn urbana de iluminación y dejando todos los demás requerimientos energéticos para la industria y equipos de consumo domestico alto, para ser servidos por las hidroeléctricas y termoeléctricas, es muy probable que ustedes ya se hayan planteado eso, pero pongamos toda nuestra fe en que los industriales de la electricidad se solidaricen con el mundo.

  2. marzo 1, 2013 at 00:23

    Las políticas sin rumbo en este sentido no hacen más que crear inseguridad en las futuras inversiones, fuimos punteros y ahora ni se lo plantean…

    Apoyo a todos los afectados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *